lunes, 27 de febrero de 2012

Fin de semana de lujo!

Este fin de semana ha sido super especial. Me ha venido a visitar mi prima que vive en Argentina y tuvo que ir a Londres  a trabajar. Solo tenía unas poquitas horas libres  y decidió que lo mejor era pasarlas en Dublín.  Como si fuese un milagro, el clima estuvo maravilloso, soleado, no llovió en ningún momento y disfrutamos juntas de esta fascinante ciudad, haciendo el recorrido express de lugares históricos y gastronómicos. Por supuesto, disfrutamos de Queen of Tarts, el mejor cafe de Irlanda y si me apuras, de Europa!

Además, por fin arreglaron el techo del salón. El olor y el trauma existencial se han ido y aunque no encontraron el mismo papel, no se nota la diferencia. Después de una semana sufriendo las  consecuencias de este problema, parece increíble que ya se haya terminado la odisea de mensajes, llamadas y visitas de fontaneros.
Por si fuera poco,  ayer vi un documental que me ha encantado(Man on wire), el cual ganó los premios más importantes del cine, incluyendo el Oscar, en el año 2008.   Philippe Petit es  un funambulista francés  que en 1974 estuvo 45 minutos paseando sobre la cuerda floja que había colocado entre las desaparecidas Torres Gemelas.  Fue un sueño que comenzó cuando todavía las Torres Gemelas eran un proyecto y la forma tan increíble que tiene Philippe para narrar la aventura, engancha desde el minuto uno. Petit, es un artista, con todo lo que eso implica, con una dosis enorme de mimo. Cada palabra, cada historia se transforman en una performance impecable que permite al espectador sentir aquella emoción embriagadora de riesgo, locura y miedo. Verlo finalmente cruzar las torres y dar un espectáculo lleno de belleza y emoción, es sin duda, una imagen que para mi, se convertirá en inolvidable. 


 Nunca me había acercado al mundo de los funambulistas, pero a partir de este documental, me declaro fan incondicional del espectáculo que ofrecen. Verlo completamente feliz, mientras se tumba sobre el cable o camina sobre las nubes, es sencillamente  arte. Por supuesto, el documental con mucho material real, tiene además una emoción extra directamente relacionada con las torres y lo que ocurrió. De una forma u otra, Petit logró una visión que nunca, nadie jamás, podrá repetir. 100% Recomendable, incluso si no te llama la atención el tema, no te defraudará, está tan bien hecho y es tan maravilloso que es imposible que no te guste. 

Y para terminar un fin de semana especial...

Me he levantado  con la mejor noticia del mundo. Mi adorado y amado, Christopher Plummer, ganó ayer el Oscar por su actuación en Beginners. Hombres del mundo, aprendan lo que es envejecer con clase, con encanto y  con belleza. 

1 comentario:

Mi álter ego dijo...

Un gran documental, "Man on wire", sin duda. Espero que hayas disfrutado de tu visita, aunque breve. Un saludito.